Congreso de la Republica del Perú

Entrada destacada

Facebook, Instagram y WhatsApp en acción

PPK vs. Keiko Fujimori: radiografía de una remontada

PERÚ EVENTOS EN VIVO.- Las elecciones presidenciales del 2016 se recordarán por ser las primeras de la historia con dos debates entre ambos aspirantes para llegar a Palacio de Gobierno. Por eso y porque el segundo encuentro terminó definiendo y convenciendo a los indecisos por una de las dos opciones, según los expertos consultados por este Diario.


Analistas políticos y comunicadores hacen un repaso de lo que fue la última semana de una campaña de segunda vuelta que estuvo  marcada por denuncias y escándalos relacionados con los principales colaboradores de Keiko Fujimori.

Los tres especialistas coincidieron en que el último debate presidencial en Lima favoreció a Pedro Pablo Kuczynski (PPK) y lo mostró, como nunca antes, con ganas de superar a su rival.

1. ¿Por qué se acortó la distancia entre ambos en una semana?

2. ¿Cuál fue el factor decisivo para la remontada?

3. ¿Qué acciones deberá tomar PPK si se mantienen las cifras?

4. Los especialistas explicaron también el leve descenso de la candidata del fujimorismo. Estas fueron sus principales respuestas.

José Carlos Requena, analista político

1. Por las acusaciones que se dieron y la pésima reacción de Fuerza Popular tras las denuncias. Todo lo que se decía sobre la renovación del fujimorismo terminó manifestándose como una ficción para la gente. El asunto de la manipulación de audios y José Chlimper ha sido burdo. Eso impactó mediáticamente en Lima, donde, a diferencia de otras elecciones, ha habido una batalla más intensa. Este público tiene mayor acceso, mayor preocupación e información. Por otro lado, está claro que PPK demostró, desde el debate, que terminó de ponerse las pilas y que tenía ganas de pelearla.

2. El factor decisivo tiene que ver más con cuestiones políticas. Cuando PPK trasciende sus propuestas democráticas y se pone a marcar las diferencias entre su plan y el de Keiko Fujimori, cuando se muestra como un candidato decidido, es cuando puede remontar. Hasta el debate de Piura parecía  que era imposible darle la vuelta. Sin embargo, cambia cuando PPK decide hacer política, y eso tiene que ver con el entorno más político de su partido. Su campaña, si tenía algo antes de la última semana, era un gran desorden, en algún momento alguien toma las riendas de ese desorden.

3. Lo que tendrá que hacer es establecer algunos canales de diálogo: relanzar el Acuerdo Nacional o incluso hacer una ronda de visitas. Ha sido una campaña muy enrarecida. Si algo no ha hecho PPK, de algún modo, es hacer creíble su agenda de segunda vuelta. A diferencia de Ollanta Humala, que hizo una hoja de ruta, PPK no ha tenido algo así. Dialogar es un reto que tendrá que sortear. En su entorno tiene a gente que podría cumplir un rol importante en eso, que sabe hacerlo. Es una cuestión pendiente que debe incluir al fujimorismo. Espero que sepan manejar eso de estar “entre la espada y la pared”.

4. José Chlimper era visto como el actor más respetable en el entorno de Keiko Fujimori. Es cierto que falta aclarar qué es lo que pasó realmente, pero verlo involucrado en algo así enciende las alertas.

Gustavo Rodríguez, escritor y comunicador

1. Las razones por las que ha podido remontar son resultado de errores del rival, aciertos propios y el crucial apoyo del antifujimorismo.El episodio del audio entregado por José Chlimper a un canal de TV revivió un hecho que ya se había empezado a olvidar y, además, sembró dudas entre los indecisos sobre un método de manipulación que recuerda al montesinismo. Por otro lado, en paralelo, PPK se tomó en serio el debate final y se esforzó, por fin, en decir con firmeza las razones de su diferenciación. Desde entonces hubo una corriente de cambio de ánimo alrededor de su imagen.

2. Los mensajes de Verónika Mendoza en el sur (y de Gregorio Santos en Cajamarca) fueron vitales, junto a las marchas contra Keiko Fujimori. El mar de banderas peruanas en ellas relativizaron el supuesto odio que se le tiene a dicha candidata. “No es odio, es amor al Perú” es una frase que resume un sentir que puede calar corazones de forma más ‘pro’ que ‘anti’. El llamado al sur en quechua de Mendoza [publicado en su Facebook el 1 de junio] fue un factor sorpresivo. Este hecho ha sido la cereza del pastel a favor de PPK.

3. En lo formal, como carácter de discurso, tendrá que mostrarse sumamente agradecido con las fuerzas que se unieron para darle esta gran responsabilidad. Lo desgastante de estas elecciones hace necesario un estadista que imprima esperanza, espíritu de unidad y buen ánimo. En lo ejecutivo, tendrá que abocarse con urgencia a lo que la ciudadanía espera con más ansias: una estrategia efectiva contra la delincuencia. Tendrá que invertir en comunicar lo difícil del reto, el apoyo y paciencia que se requerirá y el paso a paso que seguirá para no defraudar a una población acostumbrada a soluciones efectistas de corto plazo que no son las necesarias.

4. Su bajada ha sido complementaria a la subida de PPK. Le restaron votos lo de José Chlimper y también el eco de las marchas asociadas al “amor por el Perú”.

Enrique Castillo, periodista y analista político

1. El mejor desempeño de PPK en el debate de Lima. Lo que percibió la gente es que él salió un poco más decidido a responder a los ataques de Keiko Fujimori. Tuvo mas convicción y, quizás, tuvo un mensaje más contestatario hacia ella. Sin haber ganado claramente ese segundo encuentro, por lo menos logró que la gente borrara de su mente la imagen que tuvo en Piura de un candidato derrotado y sin ganas de luchar. Como que lo vieron comprometido con su deseo de ganar, dispuesto a contestarle a Fujimori. El cierre lo favoreció, tuvo la última palabra, el mensaje final le queda a la gente en la retina, un mensaje mucho más confrontacional con Keiko.

2. El miedo que generó la manipulación de un audio hizo que la gente sintiera que podía ser posible revivir prácticas que todos conocen como montesinistas. Fuerza Popular borró con una mano todo lo que había trabajado con la otra durante mucho tiempo por la denuncia contra Chlimper. Fue un error garrafal, una acción absolutamente innecesaria. El tema de Joaquín Ramírez  ya no ocupaba la atención de la gente. Lo único que hizo fue que todos los miedos volvieran sobre la mesa y que los indecisos se inclinen hacia PPK. Fue el error que le cuesta a Keiko Fujimori la presidencia de la República.

3. Lo primero sería nombrar un Gabinete que podría llamarse de unidad nacional, un Gabinete independiente. Deberá mantener a todos sus congresistas en el Parlamento. No sería inteligente que nombre a sus congresistas como ministros porque perdería fuerza, sobre todo porque muchos de ellos han hablado contra el fujimorismo y este puede querer cobrarse la revancha censurando ministros que han dicho vela verde de Keiko en esta campaña. Deberá tener mucha capacidad para concertar, pero lo que sí es cierto es que no va a poder hacer muchas reformas importantes, porque va a tener una oposición muy difícil.

4. El mensaje de Mendoza de generar temor hacia el voto de Keiko tuvo a la manipulación del audio como especie de ejemplo de lo que podría ser un gobierno fujimorista, del regreso de un gobierno corrupto. Fuente: www.elcomercio.pe

Comentarios